En el artículo Sistemas de Aislamiento Térmico (I), llegamos hasta el tratamiento previo del soporte, en este artículo vamos a continuar los pasos necesarios para el aislamiento térmico de un edificio, en concreto vamos a hablar de los adhesivos a utilizar.

El objetivo del adhesivo en aislamiento térmico es:

  1. Agarra el material aislante.
  2. Protege de los movimientos de tracción, alabeos, contracción, dilatación y comprensión del aislamiento.
  3. Regula la planicidad.

Hay que tener en cuenta que el valor mínimo de resistencia a la tracción de los adhesivos debe ser mayor o igual al valor de punto de rotura a la tracción del aislamiento que se esté aplicando. Los adhesivos los podemos clasificiar en tres grupos:

  • Morteros orgánicos: Sobre parametros de madera o paneles de soporte con fibras de madera. Solo para aislamientos de poliestireno expandido.
  • Morteros minerales: Sobre soportes como ladrillo, hormigón, etc. De aplicación general.
  • Poliuretano de expansión controlada: Aplicación universal. Solo para aislamientos de poliestireno expandido.

Pero, ¿Cómo pegamos el adhesivo?

  1. Fijación de borde y punto: Para soportes con irregularidades de menos de 1cm. La cantidad a aplicar dependerá de la tolerancia del sustrato, pero se debe obtener una superficie de contacto con éste del 40% al menos. La forma de aplicarlo es colocando el adhesivo en una capa de 5cm de ancho alrededor de toda la superficie de la placa, y en el centro unos puntos.
  2. Fijación de toda la superficie: cuando se trata de rehabilitación de edificios, cuando la planimetría es casi perfecta, ya que no se pueden compensar irregularidades del soporte. Se aplica mediante una llana dentada de acero por toda la superficie.
  3. Fijación con adhesivo + espigas en los bordes: Será imprescindible en los siguientes soportes:
    • Capacidad de sustentación insuficiente, es decir, <80 kPa.
    • Si el peso por ud de superficie es > 30kg/m2.
    • Si lo requiere por la carga del viento.
    • Cuando el edificio supere los 18 metros de alto.
    • Si el panel de aislamiento es de poliuretano conformado, corcho, lana mineral o fibra de madera.

Adhesivo y fijaciones mecánicas:

  • Adhesivo y fijaciones con espiga de platillo o espirales. La selección del tipo de fijación y el número, debe realizarse siguiendo los resultados de un cálculo estático específico considerando las fuerzas del viento, que constituyen la carga significativa. En caso de no tener ese cálculo, hay que utilizar los siguientes datos:

adhesivo y fijaciones

  • Pegado y fijación con espigas: Si la sustentación es insuficiente, es necesario utilizar espigas adecuadas en función del estado de la fachada, deben anclarse en materiales macizos de la pared, pero ten en cuenta que los azulejos y el revoque antiguo no se consideran un soporte de anclaje adecuado. La longitud y material de las espigas depende de los muros o del aislante, pero el número de espigas depende de la situación. Se colocan después del aislamiento y antes de la armadura.
  • Fijación mecánica mediante perfiles: Solo mediante planchas de poliestireno expandido. Soluciona problemas de sujección a superificies difíciles y corrección de desplomes. Esta especialmente pensado para cuando la retirada del revoque antiguoes demasiado costosa.

Categorías: SATE

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies